Salud 12/12/2017 - 7:13 a.m. martes 12 de diciembre de 2017

Unidad Canina de la PN, una nueva esperanza para niños con discapacidad

Los perros retirados de la Unidad Canina de la Policía Nacional, ahora cumplirán una nueva labor de importante valor social

Se trata de los perros retirados de la UCAN, que se incorporarán progresivamente  a las rutinas de rehabilitación en la Fundación Colitas de Panamá. / Cortesía de la Policía Nacional
Cortesía de la Policía Nacional

Se trata de los perros retirados de la UCAN, que se incorporarán progresivamente  a las rutinas de rehabilitación en la Fundación Colitas de Panamá.

Anterior Siguiente

Yandira Núñez Naveda
yandira.nunez@laestrella.com.pa

Desde el Valle de Cerro Azul, un lugar apartado que comulga con la naturaleza, el equipo de profesionales de la Fundación Colitas de Panamá, ha puesto en práctica desde 2010, la zooterapia como técnica efectiva para rehabilitar a niños con diversas discapacidades.

Lo que regularmente opera como el seno del entrenamiento y la obediencia canina, hoy resguarda  toda una dinámica de servicio social: semana  a semana, terapeutas y voluntarios reúnen esfuerzos para atender de manera gratuita, a niños de bajos recursos con diferentes discapacidades.

Mario Chan, director de la fundación y jefe de la Unidad Canina (UCAN) de la Policía Nacional (PN), ha venido trabajando detrás del proyecto que hoy es una realidad, desde hace 8 años.

Y hoy en día, luego de concretarse una alianza estratégica entre la fundación y la PN, será posible sumar nuevos canes a los que habitualmente participan en las sesiones terapéuticas.

Se trata de los perros retirados de la UCAN, que se incorporarán progresivamente  a las rutinas con los pacientes.

De acuerdo con Chan, estos canes retirados, que ahora servirán de apoyo en las terapias de la fundación,  cuentan con dos características que  los hacen especiales para la labor: son ejemplares equilibrados y tranquilos.

Según datos de la Policía Nacional, la UCAN cuenta con 55 canes y es el centro de adiestramiento y capacitación de guías más importante del país; su fundación se remonta al 29 de abril de 1982, momento en el que se oficializó su rol dentro de la institución. 

Desde allí, desarrollan capacidades en 'binomios' (humano - perro) para tareas como detección de sustancias, patrullaje,  prevención policial, así como actividades de agilidad y destreza para la escuadra de Relaciones Públicas.

El tiempo laboral de los canes, suele ser de 8 a 10 años; una alimentación adecuada es determinante en su estado de salud, hasta que son jubilados.

Ricardo Sánchez, fisioterapeuta de la fundación, explicó a La Estrella de Panamá que la zooterapia se aplica a pacientes desde los 12 meses de edad hasta la adolescencia y supone importantes beneficios debido al estímulo generado por el perro, a través de la comunicación que establece con el niño y el desarrollo de las diferentes dinámicas.

La técnica es parte de las denominadas Terapias Asistidas con Animales, que son intervenciones con animales sobre la motivación, actividades culturales y recreativas, en las que se obtienen beneficios para incrementar la calidad de vida de los pacientes; así  fue reseñado en un artículo publicado en la Red de Revistas Científicas de América Latina, el Caribe, España y Portugal.

De acuerdo con Sánchez, los perros empleados en la Fundación Colitas de Panamá, recibieron un entrenamiento especial para servir de apoyo en cada sesión y ajustarse a las jornadas de trabajo con los infantes, siempre de la mano del elemento humano, su guía.

El terapeuta con años de servicio, comentó que con la intervención de los canes, ha evidenciado respuestas especiales y positivas en los pacientes, que no suceden en circunstancias habituales, sin la participación de los perros.

comments powered by Disqus