Política 17/05/2017 - 12:06 a.m. miércoles 17 de mayo de 2017

Opiniones encontradas frente a licitación de medicamentos

Distribuidores de fármacos alertan de que pedir el certificado de intercambiabilidad de los productos, que aprueba el MINSA

El acto público se convocará durante los primeros días del mes de junio próximo. / Archivo | La Estrella de Panamá
Archivo | La Estrella de Panamá

El acto público se convocará durante los primeros días del mes de junio próximo.

José Quintero
periodistas@laestrella.com.pa

Frente a la licitación millonaria que efectuará la Caja de Seguro Social (CSS) el próximo 9 de junio, por más de $200 millones, para el abastecimiento de medicamentos, han surgido opiniones encontradas que crean suspicacias en el público asegurado de dicha institución.

Se trata de la convocatoria 01-2017, en la cual aspiran a participar varias empresas que ofrecen productos genéricos, cuyos representantes se sienten disconformes con el procedimiento anunciado por la CSS y que deben llenar sus virtuales participantes.

Ahora, la Dirección Nacional de Farmacia y Drogas (DNFD) del Ministerio de Salud (Minsa) ha adoptado mediante Resolución 128 de 21 de febrero de 2017, la obligatoriedad para toda proveedora que quiera participar, de presentar un certificado de intercambiabilidad para cada producto que quiera ofertar.

Hay que tener claro que quien exige este documento es la DFDA del Minsa, pero es la misma DNFD la que lo expide. Ante ello, muchos se han quejado de que esta instancia demora en forma discrecional en aprobar estos certificados.

‘Pedir ese requisito le causará un daño patrimonial irreparable a la institución de los asegurados',

ROGER BARÉS

COMITÉ DE PROTECCIÓN A PACIENTES Y FAMILIARES

Representantes de varias casas proveedoras han expresado molestias por esta disposición, y señalan que la DNFD impuso este requisito para anular aquellas propuestas que no se acompañen del certificado de intercambiabilidad, de tal forma que no puedan participar y dejar solas en la cancha a grandes empresas, como es la Droguería Ramón González Revilla.

No hay que olvidar que esta vieja y poderosa distribuidora está regentada por Jorge De La Guardia, hermano del ministro de Economía, Dulcidio de La Guardia.

UNA DE CAL

El pasado 20 de abril, representantes de la proveedora Inversiones Tagore Panamá, S.A. escribieron al Comité de Protección al Paciente y Familiares (Propafa) para denunciar supuestas prácticas monopolísticas por parte de la DNFD, a través de la Resolución N°128 de 21 de febrero de 2017, por la cual se incluyen medicamentos de alto riesgo sanitario y se seleccionan o modifican medicamentos de referencia.

Agrega que a través de esa resolución se incluyen medicamentos en la lista de Riesgo Sanitario, lo que obliga a las compañías distribuidoras de medicamentos a obtener los respectivos certificados de intercambiabilidad para comercializar estos productos.

‘Los certificados de intercambiabilidad se ofrecen a través de la presentación de la documentación requerida',

WILLIAM MEJÍA

PHARMA ALLIANCE

Inversiones Tagore Panamá, S.A. plantea que ello ocasionará que el distribuidor del medicamento innovador o de referencia, al no requerir estudios de bioequivalencia quedaría solo en el mercado. Esta es una situación delicada y peligrosa, advierte, si se toma en cuenta que puede traer funestas consecuencias para los usuarios de la CSS.

Al ser proveedor único, como regla general del comercio, elevaría los precios del medicamento, lo que obligaría a aumentar el precio de referencia a la CSS, y ello repercutiría en un daño patrimonial ‘irreparable' a la institución.

En caso contrario, de no poder adquirirlos ocasionaría un desabastecimiento del producto, lo que expone la vida e integridad de los pacientes que urgen de los medicamentos.

PIDEN SUSPENSIÓN

‘Pedimos que se aplace la licitación, para que podamos participar en buena lid, dado que varias casas proveedoras no podrán participar con sus respectivos certificados de intercambiabilidad. De lo contrario, la CSS estará haciendo una licitación a la medida, para que se la gane la DRGR', apuntó otro proveedor preocupado por esta situación.

Como ejemplo, citó el caso de la Rivastigmina, un medicamento empleado en la terapia del alzhéimer, y cuya versión genérica cuesta $2.58, en tanto que la original vale $4.28. ‘Este solo renglón importa $4.3 millones en la licitación. Si no se permite participar al genérico, el paciente tendrá que pagar por el original el doble'.

HABLAN FAMILIARES DE PACIENTES

Viendo esta posibilidad, el presidente del Comité de Protección al Paciente y Familiares (Propafa), Roger Armando Barés, pidió al nuevo director general de la CSS, doctor Alfredo Martiz, le solicite a la Dirección Nacional de Farmacia y Droga del Ministerio de Salud, que deje sin efecto la Resolución N°128 de 21 de febrero de 2017.

Barés es enfático al plantearle al director Martiz que de mantener dicha resolución le causaría un daño patrimonial irreparable a la institución, sin excluir el riesgo al que expondría la integridad de sus pacientes.

OTRA DE ARENA

No obstante, William Mejía, representante de la distribuidora Pharma Alliance, no lo ve así. Asegura que los certificados de intercambiabilidad se ofrecen a través de la presentación de la documentación requerida de cada laboratorio.

‘No creo que sea así', manifestó. Sostuvo que la emisión de estos certificados de intercambiabilidad no se da si no se ofrecen las pruebas contundentes de que el producto es bioequivalente o intercambiable. En su caso, estima que mientras más filtros hay, que todo el mundo comparta y conozca, mucho mejor. Habrá quienes puedan cumplir con ellos y otros no.

Insistió en que cuando aprietan las reglas del juego, lo que debe hacer el proveedor es buscar nuevos sourcing (estrategia que permite garantizar la sostenibilidad de la provisión y demanda del servicio) que cumpla con los requisitos de ley que impone el país, y adaptarse de tal forma que los productos puedan cumplir con los requisitos.

Finalmente, aseguró estar tranquilo y preparándose para la licitación. Mejía dijo estar llamando a sus proveedores, pidiéndoles toda la documentación precisa, para jugar con las reglas del juego.

‘No creo que estas reglas vayan a beneficiar o quitar algo del medio. Aunque estima que deben haber proveedores asustados, porque desde hace tiempo sus productos no cumplen con los requisitos, sobre todo en los medicamentos de alto riesgo', precisó.

‘Cuando uno no cumple ni tiene la capacidad ni el sourcing ni el soporte internacional que te permitan cumplir, es evidente que tendrás un riesgo en tu negocio', dijo.

comments powered by Disqus