El Papa en Panamá 06/02/2019 - 12:00 a.m. miércoles 6 de febrero de 2019

El mensaje del papa Francisco que transformó vidas

Frente a miles de personas de distintas regiones, el sumo pontífice pidió oportunidades y encomendó el futuro de la Iglesia en las manos de los jóvenes. Las palabras de Francisco marcaron vidas

El papa Francisco visitó en Las Garzas a jóvenes privados de libertad. / Ettore Ferrari | EFE
Ettore Ferrari | EFE

El papa Francisco visitó en Las Garzas a jóvenes privados de libertad.

Anterior Siguiente

Marlene Testa
mtesta@laestrella.com.pa

Las frases de paz y esperanza del papa a los jóvenes que se concentraron en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) no solo fueron un bálsamo para sus vidas, sino que produjeron cambios de conducta. ‘Transformaron mi vida', dice Jimena Rodríguez, una joven peregrina mexicana que atentamente escuchó los mensajes del sumo pontífice romano.

A lo largo de los discursos que ofreció durante la jornada juvenil, el papa hizo hincapié en que Jesús no abandona a quienes en él confían, sino que los acompaña en el dolor y en los tramos más oscuros de sus vidas.

‘El papa Francisco dijo que tenemos que arriesgarnos, que somos la juventud de ahora... Me emocionó mucho ....',

JIMENA RODRÍGUEZ

PEREGRINA MEXICANA

La joven mexicana, que se alojó en San Carlos, al oeste de ciudad de Panamá, elogió la calidez y el cariño de los panameños. ‘Estamos muy agradecidos con ellos. Nos llevaron, nos trajeron, nos cuidaron...', cuenta en un video que hizo llegar a la redacción de este medio.

Jimena siempre estuvo convencida de que el encuentro de la Iglesia católica sería un gran evento en donde compartiría con mucha gente y donde conocería personalmente a Francisco. Lo que nunca imaginó fue que este sería un ‘momento clave' que marcaría su vida para siempre.

El mensaje del papa caló en lo más hondo del corazón de la joven. ‘Nos habló muy directo a los jóvenes, de forma clara y concreta', dice Jimena.

Las palabras que más le impactaron fueron las que pronunció el sumo pontífice a los 700 mil jóvenes reunidos en Metro Park, durante la santa misa para los peregrinos, el último día de la jornada juvenil: ‘¡Sientan que tienen una misión y enamórense!... Ustedes no son el futuro, sino el ahora de Dios'.

‘El papa dijo que tenemos que arriesgarnos, que somos la juventud de ahora... Me emocionó mucho solo pensar que podemos cambiar nuestro entorno aportando nuestro granito de arena día a día ', reflexionó.

De ahora en adelante, ella está dispuesta a decir ‘sí' a Dios. Está dispuesta a hacer como hizo María, la madre de Jesús, cuando dijo ‘he aquí la sierva del Señor. Hágase en mí según tu palabra', cuando un ángel anunció que concebiría un hijo al que pondría por nombre Jesús.

Según Jimena, María nunca se imaginó que sería la mujer más importante de la historia religiosa. Ella ahora espera poder imitar ese ejemplo con el conocimiento adquirido en la jornada religiosa. La mexicana espera impactar en la vida de su familia, de sus amigos y de sus compañeros de la escuela, ‘en donde me ponga Dios', asegura.

‘Hubo un momento en que el papa Francisco habló a los adultos y les dijo que nos dieran oportunidades a los jóvenes',

ANA G. AZCÁRRAGA

PEREGRINA EN LA JMJ

En un mensaje a los jóvenes, la mexicana dice que la Iglesia no está muerta; por el contrario, está más viva que nunca. ‘Somos muchos los que queremos cambiar el país y el mundo, y si rezamos juntos, seremos fuertes como María', concluyó.

En muchas ocasiones, el papa se refirió a María como ejemplo de obediencia. ‘María, la ‘influencer' de Dios (...) era una joven de Nazaret, no salía en las redes sociales de la época, y no era una ‘influencer', pero sin quererlo ni buscarlo se volvió la mujer que más influyó en la historia', dijo Francisco.

Ana Gabriela Azcárraga, quien también participó en la jornada juvenil, aseguró que los jóvenes estaban muy atentos al mensaje del papa con el único interés de aplicar lo aprendido en el diario vivir al regreso a casa.

Ahora lo único en lo que piensa Ana Gabriela es en que al retornar a su hogar seguirá cumpliendo con el propósito de Dios, que fue transmitido a través del mensaje del papa en Panamá.

‘Hubo un momento en que el papa habló a los adultos y les dijo que nos dieran oportunidades a los jóvenes y que si ellos no dejaban crecer las raíces, no seríamos fuertes', recuerda la joven.

La costarricense Fiorella Abarca dijo a Acan-Efe que estaba bien el mensaje del papa, centrado en las realidades de Latinoamérica, que los ‘impulsa como cristianos a querer emprender ese camino de ser líderes y gestores de cambios en la región'.

A diferencia de otros pontífices, Francisco ‘se muestra cercano con los jóvenes, humano y un latinoamericano más'. Haber estado en esta JMJ junto a él es una experiencia ‘que me va durar por el largo de mi existencia', afirmó la costarricense.

Durante los cinco días que estuvo en el país, Francisco pronunció diez discursos, entre ellos, tres homilías y el Ángelus. El papa enfocó sus palabras dedicadas a los jóvenes en los problemas sociales que enfrentan.

‘Son muchos los jóvenes que dolorosamente han sido seducidos con respuestas inmediatas que hipotecan la vida', lo que les ha llevado a situaciones conflictivas, entre las que citó ‘la violencia doméstica, feminicidios... '.

En otro de sus mensajes, el papa pidió oportunidades para los jóvenes. ‘¡Qué fácil resulta criticar a los jóvenes y pasar el tiempo murmurando si les privamos de oportunidades laborales, educativas y comunitarias desde donde agarrarse y soñar el futuro, en un mundo que no está dando raíces ni cimientos a los jóvenes!'.

comments powered by Disqus