Nacional 21/04/2017 - 12:03 a.m. viernes 21 de abril de 2017

La democracia está a medias sin la paridad

Fiscal electoral de México estuvo en Panamá participando en un foro que organizó el Centro de Estudios Democráticos del Tribunal Electoral

El funcionario dice que las mujeres son fundamentales en la democracia y por eso hay que darles su espacio. / Larish Julio | La Estrella de Panamá
Larish Julio | La Estrella de Panamá

El funcionario dice que las mujeres son fundamentales en la democracia y por eso hay que darles su espacio.

Carlos Anel Cordero
ccordero@laestrella.com.pa

La perfección de la democracia no se logra mientras no exista la paridad de género en los procesos electorales y la conformación de los órganos de gobierno del Estado, así de sencilla es la opinión de Santiago Nieto Castillo, fiscal especializado en la Atención de Delitos Electorales de México.

Respetuoso de la determinación de cada país, alega que cada sistema puede tomar su decisión propia. Sin embargo, deja claro que la participación de la mujer es fundamental para perfeccionar el sistema democrático, pues ellas representan cerca de la mitad de la población.

Nieto Castillo dirige la institución que ejerce funciones de Fiscalía Electoral en México, un ente adscrito a la Procuraduría General de la República mexicana y que se encarga de ver los delitos electorales en el extenso territorio de esta nación.

Nieto Castillo visitó Panamá para dictar el primer foro académico ‘Acoso y violencia política contra la mujer y el Sistema Penal Acusatorio en la esfera del delito electoral' que organizó el Centro de Estudios Democráticos (CED) del Tribunal Electoral panameño.

EXPERIENCIA DE MÉXICO

En una conversación con La Estrella de Panamá , Nieto Castillo contó que en México la paridad se construyó de manera paulatina y que no fue hasta el año 2014 que se logró concretar mediante la introducción de un cambio constitucional.

El camino le tomó años a México, pero no fue hasta 1996 que se empezaron a dar pasos en concreto hacia consolidar la paridad de género o igualdad entre hombres y mujeres en un proceso electoral para escoger a las autoridades.

Explicó Nieto Castillo que en ese camino en 2002 se establecieron cuotas a razón de porcentajes de las postulaciones, primero 70 y 30%, luego se pasó a 60 y 40% hasta que en 2014 se logró la anhelada paridad; es decir, la mitad de hombres y la otra mitad mujeres.

En este caso, se logró en base a una modificación de un artículo constitucional y que se espera que dé sus primeros resultados en el próximo proceso electoral.

Sin embargo, producto de las cuotas en las postulaciones se ha logrado que hoy el 44% de las integrantes de la Cámara de Diputados sean mujeres, mientras que en la Cámara de Senadores, la cuota es del 36%, sin haberse aplicado en su totalidad.

RECOMENDACIONES

A juicio del fiscal electoral mexicano, lo primero que se requiere es que las mujeres se empoderen de su papel protagónico en la política, para lo cual es necesario que ellas se convenzan de que valen y que pueden hacer el papel que les corresponde.

Luego, deben convencer a sus partidos de que ellas valen y que pueden desempeñar los puestos políticos a cabalidad. Esa es una tarea que deben hacer ellas mismas, destaca Nieto Castillo .

Finalmente, tienen que convencer al electorado de su capacidad y su disposición a trabajar por el bienestar del Estado y crear las mejores condiciones para sus partidos, su nación y el electorado.

Todo esto lo deben hacer sustentadas en su trabajo y demostrar que son capaces y que son más que un nombre en una casilla de la papeleta electoral.

Nieto Castillo hace suya una frase que en su momento pronunció José Miguel Insulza, cuando estaba al frente de la Organización de Estados Americanos (OEA), quien declaró: ‘una democracia sin mujeres no es democracia'.

El fiscal mexicano expresó su satisfacción con el hecho de que en las democracias de la región ya no se habla de robo de sufragios u otros delitos electorales y que en su remplazo el tema que genera debate es el de la paridad de género, con el fin de lograr un sistema democrático perfecto.

PROCESO PAULATINO

En México el proceso para lograr la paridad tomó años

No fue hasta 2014 que se introdujo en la Constitución del país la obligación de la paridad.

comments powered by Disqus