Nacional 16/07/2017 - 3:03 p.m. domingo 16 de julio de 2017

Más de 800 luminarias dañadas en Colón, confirma la ASEP

Las luminarias defectuosas, pertenecientes a la empresa Elektra Noreste, S.A.

Los usuarios pueden
denunciarlas ante la empresa distribuidoras  las luminarias apagadas,
mediante la identificación del número de poste. / Tomada de @ENSApanama
Tomada de @ENSApanama

Los usuarios pueden denunciarlas ante la empresa distribuidoras las luminarias apagadas, mediante la identificación del número de poste.

Anterior Siguiente

Guadalupe León B.
gleon@laestrella.com.pa

La Autoridad Nacional de Servicios Públicos (ASEP) encontró más de 800 luminarias defectuosas en 28 corregimientos de Colón durante una serie de inspecciones realizadas al sistema de alumbrado público en esta región del país.

De acuerdo con la ASEP, estas luminarias pertenecen a la empresa Elektra Noreste, S.A. (ENSA) y fueron corroboradas en 23 mil 823 luminarias verificadas, de las cuales 528 permanecían apagadas en horarios nocturnos, mientras que otras 310 estaban encendidas en horario diurno.

El recorrido abarcó, en horario diurno, los corregimientos de Achiote, Cacique, Cativá, Ciricito, Cristóbal, Cuango, Chagres, El Guabo, Escobal, Gobea, Isla Grande, María Chiquita, Miguel De La Borda, Miramar, Nombre de Dios, Palenque, Palmira, Playa Chiquita, Portobelo, Puerto Lindo, Puerto Pilón, Palmas Bellas, Piña, Río Indio, Sabanitas, Santa Isabel, Salud y Viento Frío.

Mientras que en horario nocturno fueron inspeccionados los corregimientos de Cativá, Cristóbal y Sabanitas.

Las normas del sistema de alumbrado público para calles, avenidas de uso público, las veredas o calles peatonales, calles internas de urbanizaciones, establece que las empresas distribuidoras están obligadas a proveer de una adecuada iluminación en cantidad y calidad requerida para una segura, rápida, y confortable visibilidad en la noche.

Estas inspecciones forman parte de la acción fiscalizadora que realiza la ASEP, en cumplimiento de la regulación para alumbrado público. Según la entidad reguladora estas inspecciones son constantes, ante la importancia que el servicio de alumbrado público implica para la población un óptimo funcionamiento que incide en que haya mayor seguridad.

Tras las anomalías encontradas la empresa distribuidora tiene un tiempo de siete días calendario al prestador para que repare las afectaciones, por lo que se programa una segunda inspección para verificar que las detectadas apagadas hayan sido reparadas.

comments powered by Disqus