Entre Líneas 11/06/2019 - 12:00 a.m. martes 11 de junio de 2019

No hay que inventar la rueda

Lo que algunos buscan con este tipo de propuestas es controlar ellos la designación de los magistrados y restarle competencia al Ejecutivo

Redacción La Estrella de Panamá
periodistas@laestrella.com.pa

En el caso de los magistrados de la Corte Suprema de Justicia, no hay que inventar la rueda. No se trata de quitarle la facultad al presidente de que sea quien designe a los magistrados; de lo que se trata es de que no tenga control sobre ellos. Y tampoco la idea de los cambios en esta forma de designación de los magistrados es sacarla del presidente y dársela a otro organismo. Lo que algunos buscan con este tipo de propuestas es controlar ellos la designación de los magistrados y restarle competencia al Ejecutivo, perdiendo de vista que la mejor opción para que no exista el control del Órgano Judicial por parte de una administración es la figura del escalonamiento con distintos periodos de años de designación para cada magistrado, de manera tal que nunca el control de la Corte esté en manos del Ejecutivo. El hecho de que no se ha cumplido eficazmente con este sistema escalonado es uno de los elementos que ha generado el descrédito de ese órgano del Estado. Por otro lado, crear un Tribunal Constitucional que ha provocado graves conflictos donde se ha implementado, en vez de promover la independencia, lo que facilita es el control por parte de un menor grupo de magistrados. Hay que volver a estudiar a los grandes constitucionalistas nacionales como Moscote, Quintero y académicos universitarios de renombre, así como revisar el derecho comparado y no experimentar con propuestas antojadizas que seguramente nos traerán más problemas que soluciones.

comments powered by Disqus