Columnistas 14/11/2017 - 12:00 a.m. martes 14 de noviembre de 2017

¿Tecnología sanitaria en Panamá?

En Panamá desconozco si existe una entidad que desarrolle con autonomía y poder la tecnología sanitaria o hay un proyecto para crearla

Eduardo A. Reyes Vargas
opinion@laestrella.com.pa

‘La tecnología sanitaria (o tecnología de la salud) es una amplia gama de productos para el cuidado de la salud y que, en una u otra forma, se utilizan para diagnosticar, vigilar o tratar cada enfermedad o condición que afecta a los seres humanos'.

Sencilla y quizás comprensible definición de una forma de practicar la medicina sobre bases racionales y fundamentadas en la evidencia científica.

Con ella se disminuye el mal uso de recursos que ocasiona todo tipo de costos y gastos de salud innecesarios inclusive el sufrimiento evitable de los pacientes.

En Panamá desconozco si existe una entidad que desarrolle con autonomía y poder la tecnología sanitaria o hay un proyecto para crearla.

Mientras estuve en el Seguro Social, hasta hace cinco años, me enteré de algunas herramientas rudimentarias desarrolladas en ese sentido y colegas entusiastas en el tema. Hoy, desconozco la realidad.

Separado voluntariamente del servicio público, tengo dudas sobre si hay alguna intención seria de realizarlo.

A pesar de intentos de retornar a la CSS, los argumentos más baladíes han sido la excusa para no permitirme regresar a la práctica de la Medicina Interna, aportar experiencias y conocimientos para mejorar nuestro deteriorado sistema de salud. E impulsar estas ideas.

Lo hago desde esta posición.

Espero que nuestras autoridades de Salud, Minsa y CSS, dejando a un lado percibidas diferencias personales, elaboren un proyecto para fortalecer esta gran herramienta como lo hacen países hermanos con bastantes éxitos.

No se trata de crear burocracias. Quienes formen esas unidades, departamentos o direcciones nacionales deben ser idóneos. Es decir, poseer los conocimientos para realizar tan delicadas responsabilidades.

Se han formado profesionales en esta materia.

Hay fuentes e instituciones científicas externas muy objetivas que ayudan a toma de decisiones en tecnología sanitaria.

El desarrollo de esta herramienta aleja el subjetivismo en la selección de medicamentos, estudios o aparatos de imágenes (rayos X, resonancias, tomografías, ultrasonidos, etc,), pruebas médicas de laboratorio, guías médicas, etc.

El subjetivismo aunado a conflictos de intereses ocasiona gastos y costos innecesarios en nuestros sistemas de salud. O sea, pérdidas y quizás despilfarros.

Países con problemas de financiamiento de la salud y la enfermedad han adoptado esta vía para mermar las quiebras de los sistemas de atención.

‘Eligiendo sabiamente' ( choosing wisely ) es un esfuerzo de la medicina en varios países, para racionalizar científicamente los recursos monetarios y decisiones en materia de salud y enfermedad.

Los médicos que ejercemos en algún momento posiciones administrativas de mando y jurisdicción debemos fortalecer este tipo de gestión.

Releer el documento actualizado de la Declaración de Ginebra, publicado y revisado recientemente, y practicarlo.

MÉDICO INTERNISTA.

comments powered by Disqus