Columnistas 09/11/2017 - 12:00 a.m. jueves 9 de noviembre de 2017

La importancia del pensamiento crítico

La capacidad de pensar con claridad y racionalidad es importante para lo que elegimos hacer

Ramiro Campos
opinion@laestrella.com.pa

El buen pensamiento crítico es el fundamento de la ciencia y la democracia. La ciencia requiere el uso crítico de la razón en la experimentación y la teoría de confirmación. El buen funcionamiento de una democracia liberal requiere que los ciudadanos que puedan pensar críticamente acerca de los problemas sociales para informar de sus juicios sobre la gobernabilidad adecuada y para superar los sesgos y prejuicios.

El pensamiento crítico es una técnica de pensamiento de dominio general. La capacidad de pensar con claridad y racionalidad es importante para lo que elegimos hacer. Si usted trabaja en la educación, la investigación, las finanzas, la gestión o la profesión legal, entonces el pensamiento crítico es obviamente importante. Pero las habilidades de pensamiento crítico no se limitan a un campo particular del asunto. Ser capaz de pensar bien y resolver problemas de forma sistemática es un activo para cualquier carrera o situación.

El pensamiento crítico es muy importante en la nueva economía del conocimiento. La economía global del conocimiento es impulsada por la información y la tecnología. Uno tiene que ser capaz de hacer frente a los cambios con rapidez y eficacia. La nueva economía coloca creciente demanda de habilidades intelectuales flexibles, y la capacidad de analizar la información e integrar diversas fuentes de conocimiento en la solución de problemas. Buen pensamiento crítico promueve este tipo de habilidades de pensamiento, y es muy importante en el lugar de trabajo que cambia rápidamente.

El pensamiento crítico mejora las habilidades lingüísticas y de presentación. Pensar clara y sistemáticamente puede mejorar la forma en que expresamos nuestras ideas. En el aprendizaje de cómo analizar la estructura lógica de los textos, el pensamiento crítico también mejora la capacidad de comprensión.

El pensamiento crítico promueve la creatividad. Para llegar a una solución creativa a un problema implica no solo tener nuevas ideas. También debe ser el caso de que las nuevas ideas que se generan son útiles y relevantes para la tarea en cuestión. El pensamiento crítico juega un papel crucial en la evaluación de nuevas ideas, la selección de los mejores y modificarlos si es necesario.

El pensamiento crítico es fundamental para la autorreflexión. Con el fin de vivir una vida significativa y estructurar nuestras vidas de acuerdo, tenemos que justificar y reflexionar sobre nuestros valores y decisiones. El pensamiento crítico proporciona las herramientas para este proceso de autoevaluación.

El pensamiento crítico no es una cuestión de acumular información. Una persona con una buena memoria y que sabe mucho de hechos no es necesariamente bueno en el pensamiento crítico. Un pensador crítico es capaz de deducir consecuencias de lo que sabe, y sabe cómo hacer uso de la información para resolver problemas, y buscar fuentes de información pertinentes para informar a sí mismo.

El pensamiento crítico no debe confundirse con ser argumentativo o ser crítico de otras personas. Aunque las habilidades de pensamiento crítico se pueden utilizar en la exposición de falacias y un mal razonamiento, el pensamiento crítico también puede jugar un papel importante en el razonamiento cooperativo y en tareas constructivas. El pensamiento crítico puede ayudarnos a adquirir conocimientos, mejorar nuestras teorías y fortalecer los argumentos. Podemos utilizar el pensamiento crítico para mejorar los procesos de trabajo y mejorar las instituciones sociales.

CATEDRÁTICO UNIVERSITARIO.

comments powered by Disqus