Columnistas 15/03/2019 - 12:00 a.m. viernes 15 de marzo de 2019

La Estrella de Panamá, patrimonio de nuestra nacionalidad

Al articular estos recuerdos debo felicitar en su fecha de fundación a este periódico tan prestigioso para nuestra República

Belisario Herrera A.
opinion@laestrella.com.pa

Recientemente La Estrella de Panamá ha cumplido 170 años desde su fundación y recuerdo que, a la edad de 19 años, cuando hacía mis primeros ejercicios de lucha por la dignidad de nuestra patria contra los Gobiernos oligárquicos, siendo estudiante del Instituto Nacional, en cuyas filas me fogueé con valentía y arrojo, tuve la osadía lo que sería mi carrera periodística cuando me acerqué a la redacción de La Estrella de Panamá , cuyo director lo era el distinguido ciudadano Tomás Gabriel Duque, a quien le tocó ser presidente interino de la República de Panamá y al entregarle una colaboración, recuerdo que equivocadamente el contenido de la misma era en apoyo al doctor Arnulfo Arias, porque se les había reconocido el triunfo en las urnas contra su oposición Domingo Díaz, favorecido este último en escandaloso fraude, el director Duque, al notar mi edad, me dijo: ‘¡Usted escribe tan bien a tan corta edad!', le dije, con mucho respeto, ‘mañana le traigo otro artículo'. Recuerdo que recapacité en ese artículo y mi concepto cambió porque dirigentes universitarios me hablaron sobre la ideas fascistas del doctor Arias y por qué había caído en ese error, en ese artículo desde luego el director de La Estrella de Panamá me dijo: ‘Ahora sí le creo, porque hay en usted un principio de que será un buen periodista'.

Al articular estos recuerdos debo felicitar en su fecha de fundación a este periódico tan prestigioso para nuestra República, en el cual todas las ideas políticas en las diferentes corrientes se han expuesto con plena libertad hasta el presente y estoy seguro de que esa línea siempre será de ejercicio democrático.

Debo agregar que desde aquel primer artículo al que aludo han transcurrido más de 60 años en que mis colaboraciones se han publicado en manos de distintos directores sin que ninguno me haya puesto censura alguna, y como testimonio fehaciente de su amplitud y tolerancia con las distintas ideas y pensamientos, me conversaba en distintos momentos en que tuve el honor de que una vez entregaba mi colaboración el poeta y escritor brillante pluma del periodismo, ya desaparecido, de origen colombiano, don Leonidas Escobar, me daba la oportunidad de que a lo único que se oponía la línea editorial de ese diario era que si alguien al criticar algún gobernante o funcionario de los distintos Gobiernos no lo hacía respetuosamente, ese diario no lo podía permitir y no lo podía publicar, esa misma suerte fue para poetas y escritores que decaían en vulgaridad, por no decir pornografía.

No debo omitir al final de estas líneas que no es todo lo que debo decir de tan importante diario que guardo en mi corazón en el presente un gran aprecio por su actual director, Gerardo Berroa Loo, y todos sus periodistas y colaboradores con quienes me relaciono con frecuencia y me repiten sus cortesías, como fue recientemente una entrevista que me hizo la periodista Lourdes García, a quien igualmente consigno mi agradecimiento.

ABOGADO Y PERIODISTA.

comments powered by Disqus