Mundo 22/02/2019 - 12:03 a.m. viernes 22 de febrero de 2019

Vaticano se queda corto al abordar abusos

A la cita asistieron 114 representantes de conferencias episcopales. El papa Francisco consideró que de esta reunión se espera algo más que una simple condena

Para algunos las propuestas fueron ‘muy vagas', ‘muy flojas'. / EFE
EFE

Para algunos las propuestas fueron ‘muy vagas', ‘muy flojas'.

Servicios internacionales
online@laestrella.com.pa

La histórica reunión que dio inicio ayer en la sede de la Iglesia Católica para abordar el problema de los abusos sexuales por parte del clero comenzó con el reconocimiento del papa Francisco de que se le piden ‘propuestas concretas' y con la publicación de 21 ideas sobre las que empezar a trabajar.

Ante 190 personas reunidas en el Vaticano, entre ellas 114 representantes de las conferencias episcopales, el Pontífice indicó que lo que se espera de la Iglesia no es solo condenar los abusos de sus clérigos, sino ‘medidas concretas y efectivas' para erradicar dicho problema.

HOJA DE RUTA

Las 21 propuestas funcionan como una ‘hoja de ruta' que guiará el debate mientras dure la cita.

Uno de los 21 puntos señalados por el Vaticano se propone crear ‘centros de escucha, compuestos por personas capacitadas y expertas, donde se ejerza un primer discernimiento de los casos de las presuntas víctimas'.

En este sentido, a los participantes se les distribuyó una lista con 21 propuestas que han realizado los diferentes comités y conferencias episcopales.

De acuerdo al secretario adjunto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, el arzobispo de Malta, Charles Scicluna, las 21 propuestas funcionan como una ‘hoja de ruta' que guiará el debate mientras dure la cita.

Entre los 21 puntos figura ‘la elaboración de un vademécum en el que se especifican los pasos a seguir por la autoridad en todos los momentos clave del surgimiento de un caso', según informa la agencia Efe .

También se propone crear ‘centros de escucha, compuestos por personas capacitadas y expertas, donde se ejerza un primer discernimiento de los casos de las presuntas víctimas'.

Una de estas propuestas ‘concretas' es también la de garantizar ‘la proporcionalidad del castigo con respecto al delito cometido', es decir que ‘los sacerdotes y obispos culpables de abuso sexual de menores tienen que ser expulsados de sus cargos'.

El español Miguel Hurtado, que denunció por abusos sexuales a un monje de Montserrat (Cataluña), consideró estas propuestas ‘muy vagas' y ‘muy flojas' y lamentó que no incluyen ‘las medidas básicas para garantizar la tolerancia cero' como que si ‘abusas de un niño te tienes que ir inmediatamente a la calle' o la ‘obligación de denunciar automáticamente todos los casos a la Policía'.

comments powered by Disqus