21/02/2019 - 12:00 a.m. jueves 21 de febrero de 2019

Reforma a pensiones de Jair Bolsonaro

Los cambios van encaminados a allanar el camino hacia un sistema de capitalización individual, donde la jubilación dependerá de la capacidad de ahorro

Jair Bolsonaro pretende introducir una edad mínima a la jubilación brasileña. / Marcos Correa | Xinhua
Marcos Correa | Xinhua

Jair Bolsonaro pretende introducir una edad mínima a la jubilación brasileña.

Servicios internacionales
online@laestrella.com.pa

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, presentó al Congreso un duro proyecto para reformar el deficitario sistema de jubilaciones y pensiones del país y que entraña cambios sustanciales frente al actual modelo.

El primero será el establecimiento de una edad mínima. De este modo, se prevé una edad mínima de 62 años para las mujeres y de 65 para los hombres, con un tiempo mínimo de contribución de 20 años. Este requisito de una edad mínima no existía en el actual sistema.

El segundo punto consiste en la transición de doce años con tres opciones diferentes. Así pues, la propuesta recoge un periodo de transición de 12 años, el cual, a medida que vaya avanzando ese plazo, las exigencias para obtener la jubilación serán más rígidas.

En tercer lugar, los profesores, trabajadores rurales, policías civiles y federales contarán con régimen diferenciado. Por ejemplo, para los profesores y trabajadores rurales la edad mínima será de 60 años, con una contribución mínima de 20 y 30 años, respectivamente.

La propuesta de Bolsonaro también exigirá cuarenta años de contribución para recibir beneficio integral.

El quinto punto consiste en que los que más ganan contribuirán más. Por ello, las retenciones en los salarios se pretenden unificar tanto para los trabajadores del sector privado, como para los del sector público.

Otro punto importante de la reforma de Bolsonaro será que las Fuerzas Armadas quedan por fuera de esta reforma.

El texto también prevé un cambio en cuanto a la posibilidad de sumar varias pensiones. Con la nueva reforma, el trabajador tendrá derecho a la de mayor valor y a una parte de la otra.

Por último, la nueva reforma deja allanado el camino hacia un sistema de capitalización individual, similar al chileno y en el que la jubilación de cada trabajador dependerá de su capacidad de ahorro a lo largo de su vida laboral.

El objetivo de la reforma, de acuerdo al Gobierno de Bolsonaro, consistirá en paliar el déficit fiscal, sin embargo reconoce que no lo soluciona, informa la agencia Efe .

En concreto se pretende ahorrar cerca de $265,000 millones en diez años, lo que se espera que ayude a rebajar el déficit fiscal, que el año pasado fue el equivalente al 7.09% del producto interno bruto y se proyecta que este año llegará a un porcentaje similar.

comments powered by Disqus