23/04/2019 - 12:00 a.m. martes 23 de abril de 2019

Arroceros denuncian empacado ilegal y cuestionan exoneración a importadores

A raíz del terreno del IDIAP que el BDA cedió gratuitamente a la empresa Agrosilos, S.A., los arroceros denuncian otras irregularidades entre los empacadores, distribuidores e intermediarios

El país completa la demanda importando. / Archivo | La Estrella de Panamá
Archivo | La Estrella de Panamá

El país completa la demanda importando.

Mileika Lasso
mlasso@laestrella.com.pa

La Federación de Arroz y Granos de Panamá (Fedagpa) cuestionó la veracidad en el renglón de origen de al menos dos marcas de arroz empacados por la empresa Agrosilos, S.A.

Nodier Alexander Díaz Rojas, secretario de Fedagpa, manifestó que dicha empresa ‘como comerciantes e importadores' venden arroz extranjero ‘de dudosa procedencia' como si fuera arroz nacional, ‘engañando al consumidor' haciéndole creer que es un producto seguro, sano, nacional y soberano', manifestó el dirigente del gremio a través de una nota el día de ayer.

En el comunicado, el arrocero denuncia que en un recorrido realizado en la ciudad de David, observaron que ‘los empaques de las marcas Arrosísimo y Vivarroz, ambas empacadas por Agrosilos, rezan ‘Hecho en Panamá'. Sin embargo, aseguran los arroceros, están violando la norma al omitir el país de origen del producto. Citó además las reglas que supuestamente violan: la norma de arroz pilado, DGNTI-Copanit 75-2002, Gaceta Oficial 24,684 del 20 de noviembre de 2002, y la norma de arroz en cáscara, DGNTI-Copanit 74-2003, Gaceta Oficial 24,880 del 4 de septiembre de 2003.

Otra queja vertida por los arroceros es la exoneración a la cual se acogen ‘comerciantes e importadores miembros de la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá (CCIAP) que venden alimentos que compran a productores nacionales y también venden alimentos importados'. Descartan que sean productores nacionales solo por el hecho de revender rubros que compran a productores locales y, que por tanto, ‘deben tributar el 30% de su utilidad como comerciantes, sin estar exentos hasta los primeros $350,000 de utilidad del que deberían gozar solo los procuctores', afirmó Díaz.

Destacó que ‘la importación y comercialización de alimentos importados no es una actividad agropecuaria, por lo tanto los agentes económicos que la practican no pueden ser consideramos como actores de las cadenas agroalimentarias regidas por la Ley 49 de 16 de junio de 2017'.

comments powered by Disqus