Más deportes 08/06/2018 - 12:00 a.m. viernes 8 de junio de 2018

Golden State sale a liquidar a los ‘Cavs'

Ningún equipo jugando en finales de la NBA ha remontado un déficit de 3-0 en la historia. LeBron James tratará de sobrevivir

LeBron James (c) trata de impedir una canasta de Stephen Curry. / Gregory Shamus | EFE
Gregory Shamus | EFE

LeBron James (c) trata de impedir una canasta de Stephen Curry.

Servicios internacionales
online@laestrella.com.pa

Kevin Durant hizo valer en toda su extensión el viejo adagio ‘hoy por ti, y mañana por mí'. El ala pivot de Golden State Warriors realizó prácticamente todas las faenas en la cancha del Quicken Load Arena en Ohio.

Los Cavaliers iniciaron con enorme ímpetu el tercer partido de la serie por el campeonato de la NBA, al punto que las sensaciones de que LeBron James saldría adelante recortando un juego en la ventaja de sus contrario lucía como un evento más que factible.

El juego físico propuesto por los Cavaliers mantuvo en asfixia a Golden State hasta terminar la primera mitad.

Consiguieron prácticamente eliminar a Stephen Curry que tuvo una noche sencillamente para el olvido.

Tras el descanso, los siguientes 24 minutos fueron otra cosa. El entrenador de los Warriors, Steve Kerr, envió un ‘arma secreta' a la duela: JaVale McGee.

El centro de 30 años cambió la historia del partido; su fuerza y decisión resultaron el impulso emocional y efectivo que los Warriors necesitaban para remontar el marcador adverso.

La inspiración de Durant contrastó con la desaparición de Kevin Love del partido; aunque James trató de rescatar a su equipo, el desaparecido Curry puso un triple sin marca... la estocada decisiva.

Golden State ganó 110-102 y el resto, salvo James haciendo su trabajo en grado superlativo, el resto de los Cavaliers desapareció.

LA HISTORIA DICE...

Ningún equipo en la historia de las finales de la NBA ha regresado de un déficit de 3-0 para ganar la serie.

LaBron James nunca ha ganado en finales de la NBA cuando su equipo está 3-0 abajo.

En 2007, perdió ante los Spurs por barrida y contra Golden State terminaron 4-1 en el 2017.

Hoy, los Warriors han expresado su determinación por terminar la final de la NBA, sacando el cuarto triunfo sobre los Cavaliers.

Por su lado, Cleveland dependerá de que LeBron James vuelva a cargar sobre sus hombros al equipo, y que al menos Kevin Love y JR Smith le den algún respaldo.

Sin embargo, la historia está contra los Cavaliers, es lo que dicen las estadísticas.

UN PARTIDO DECISIVO

El duelo de esta noche puede ser el último encuentro de la temporada de la NBA.

3-0

los Warriors tienen la ventaja y quieren liquidar a los Cavaliers en el Quicken Load Arena de Ohio.

43

puntos anotó Kevin Durant en el tercer partido ante Cleveland, encabezando la letal ofensiva de su equipo.

comments powered by Disqus