Fútbol 11/09/2017 - 11:47 a.m. lunes 11 de septiembre de 2017

Hasta $75 dólares por un puesto en el Panamá-Costa Rica 

El partido final de la hexagonal de la Concacaf se jugará el 10 de octubre en el Rommel Fernández Habrá 3 mil boletos la afición tica 

Aficionados apoyando a Panamá en el estadio Rommel Fernández. / Aris Martínez/ La Estrella de Panamá
Aris Martínez/ La Estrella de Panamá

Aficionados apoyando a Panamá en el estadio Rommel Fernández.

Anterior Siguiente

Redacción Digital La Estrella
online@laestrella.com.pa

A partir de este miércoles 13 de septiembre, arranca la venta de boletos para el encuentro de Panamá ante Costa Rica, que se jugará el 10 de octubre en el estadio Rommel Fernández, y que cierra la participación panameña en la hexagonal clasificatoria de la Concacaf, rumbo a Rusia, 2018..

La Federación de Panameña de Fútbol (Fepafut), anunció en rueda de prensa este lunes que solo se venderán 5 boletos por personas.

Los tiquetes de entrada podrán ser adquiridos en los puntos de venta de autorizados de "Ticketplus" 

  1.  -  Calle 50
  2.   - Albrook Mall
  3. - Tiendas @NewBalancePTY
  4.   - Multiplaza
  5.   - Dorado 

Y tendrán los siguientes precios: 

General:

Norte y Sur: $15

Preferencial:
Este: $30
Oeste: $40
VIP:
Oeste: $75 

El secretario general de la Fepafut, Eduardo Vaccaro,  pidió a los medios de prensa y aficionados utilizar el  hashtag #QueNoNosRobenElMandado, señalando con ello la importancia de este partido, estando Panamá en la pelea por un cupo al torneo mundial del próximo año. 

Panamá tiene diez puntos, buscará mantenerse en el tercer lugar de la tabla de la hexagonal, para obtener el boleto directo a Rusia 2018, teniendo que enfrentar en las dos últimas fechas a rivales complicadísimos.

Ante Estados Unidos, que tiene nueve unidades, Panamá jugará el viernes 6 de octubre en el Orlando Park de Florida, con la mente puesta en un triunfo que le consolidaría en el tercer sitio de la tabla, y que dependiendo de una victoria de Costa Rica sobre Honduras ese mismo día, le daría el pase directo a su primera Copa del Mundo de fútbol.