Boxeo 18/04/2018 - 12:00 a.m. miércoles 18 de abril de 2018

Cocinero y segunda, ¿en la esquina de Pacquiao?

Dos hombres ‘de confianza' reemplazarían a Freedie Roach en el pleito ante Lucas Matthysse

Manny Pacquiao parace confuso respecto a quién debe estar en su esquina.

Manny Pacquiao parace confuso respecto a quién debe estar en su esquina.

Servicios internacionales
online@laestrella.com.pa

Restituto Fernández y Raides Neri no son nombres conocidos en el mundo del boxeo, pero sí lo son para Manny Pacquiao.

Ambos son amigos de mucho tiempo del astro filipino; y de acuerdo con informaciones procedentes del campamento del ex campeón del mundo, serán los encargados de entrenarle para su próximo combate ante el argentino Lucas Matthysse el 14 de julio, por el título welter en poder del sudamericano.

Fernández, apodado ‘Buboy', es tal vez la persona más cercana a Pacquiao; ha estado en su esquina en cada una de sus peleas desde hace una década, mientras que Neri, conocido como ‘Nonoy', tiene muchos años participando en los campamentos de Pacquiao en sus peleas más importantes, y en la gran mayoría de esos casos, es quien cocina y cuida la dieta del legendario boxeador.

Ninguno de los dos, sin embargo, ha dirigido un campo de entrenamientos para una pelea ‘grande' de Pacquiao; esa función le correspondió a Freddie Roach desde el año 2001, cuando debutó en los Estados Unidos, noqueando en el MGM Grand de Las Vegas ante el sudafricano Lehlo Ledwaba, a quien noqueó en seis asaltos por la corona mundial de las 122 libras de la Federación Internacional de Boxeo.

Desde entonces, han sido 16 años y 34 peleas, con balance de 28-5-1, registrándose como uno de los mejores púgiles en la historia.

Sin embargo, desde que perdió pleitos consecutivos ante Timothy Bradley Jr y el mexicano Juan Manuel Márquez, quien le propinó la peor derrota de su carrera con un dramático nocáut en seis asaltos, Roach le ha insistido a Pacquiao para que deje el boxeo.

La preocupación del entrenador estadounidense tiene fundamento en que para el tagalo existen ‘muchas distracciones' en su vida, las cuales van desde su puesto en el Senado de Filipinas, hasta encontrarse metido en numerosos proyectos que absorben el tiempo que debería dedicarse a entrenar.

Por otro lado, la longevidad del filipino en el ring (está peleando desde 1995), junto con una evidente merma en su pegada (tiene solo un nocáut en su favor desde el 2009 hasta la actualidad), unido a que ya tiene 39 años hacen de Pacquiao un boxeador propenso a la vulnerabilidad, peligroso momento que puede pasarle una dolorosa factura ante Matthysse, un furioso golpeador que ha noqueado a 36 de sus 39 víctimas en el tinglado.

Aunque la semana pasada Pacquiao dejó saber en un comunicado su separación de Roach, en los últimos días las voces que le reclaman la forma en que rompió su relación profesional con el entrenador le ha hecho ganar un sin fin de comentarios negativos.

De allí que, en un intento por ‘calmar las cosas', en otro comunicado dijo no haber tomado ‘una decisión final de quién será mi entrenador para la pelea del 14 de julio ante Matthysse'.

La relación entre ambos parece estar en un punto muerto, llevado por Pacquiao y aceptado por Roach; quien en sus comentarios ha dejando ver su desilusión por lo sucedido.

COMBINACIÓN GANADORA

El binomio Pacquiao-Roach ha sido de los más exitosos de la historia

34

peleas en 16 años tuvieron a la pareja como púgil y entrenador, en la época dorada del boxeador de las Filipinas.

comments powered by Disqus